Adriana Suárez y su salto a fundar un Venture Capital

0

Adriana Suárez, exdirectora Ejecutiva de Endeavor Colombia, hoy socia fundadora de un Venture Capital llamado Matter Scale, nos cuenta cómo llegó al mundo de la inversión y retos que el ecosistema de inversión colombiano debe enfrentar en los próximos 5 años.

¿Cómo llegaste al mundo de la inversión?

En el 2015 empecé a interesarme más en el mundo de la inversión, es así cómo Junto con Bernardo mi esposo, apasionados por ayudar a los emprendedores, incursionamos en este mundo, y luego empezamos a considerar la posibilidad de realizar algunas inversiones ángel. En este mismo año Iniciamos nuestra primera inversión en Taxi Go, hoy ya contamos con un portafolio bastante diversificado de 10 compañías. Eso me llevó a pensar en cuál sería mi siguiente paso, y dentro de las opciones, la que realmente me llamaba la atención era meterme en fondos de inversión para emprendedores en Colombia.

Tiempo atrás, conversaba con algunos emprendedores sobre si en Colombia seríamos capaces de crear un fondo al estilo Kaszek, y me di cuenta que si bien había una gran oportunidad, formar un fondo implicaba un esfuerzo muy grande en términos de fundraising, con lo cual fui descartando la posibilidad de constituir un fondo sola. Fue ahí dónde varios de Endeavor, que estábamos ya en una fase de salida y de transición, teníamos un interés común y era meternos en temas de Venture Capital, entendiendo que cada cual de manera independiente no llegaríamos a nada dijimos, hagamos un esfuerzo común y trabajemos por algo mucho más grande y ambicioso.

¿Los inversionistas creen en emprendimientos liderados por mujeres en Colombia?

Yo creo que empieza a haber más emprendimientos, sobre todo cofundados por mujeres que reciben caudal, pero aún sigue siendo un reto para nosotras el levantamiento de capital y esto no solo en Colombia sino en toda Latinoamérica y en el mundo.

Según Crunchbase, en 2019 la inversión global de capital de riesgo en nuevas empresas fundadas por mujeres alcanzó un máximo del 2,8 % y luego se contrajo al 2,3 % en 2020.

Quizá, este bajón se debió al Covid pues aunque hoy se le ha dado un rol a la mujer en el mundo del emprendimiento, nosotras, además de ser líderes en una compañía, tenemos que estar cuidando los hijos y siendo profesoras por el tema homeschooling, entonces eso de alguna manera causó que hubiera un impacto en el número de inversiones de Venture en empresas lideradas por mujeres.

¿Las inversionistas toman realmente decisiones en los fondos de inversión?

Opino que esto ha evolucionado significativamente, por mi experiencia puedo decir que en el Venture Capital cada vez hay más mujeres que toman un rol de managing partner, puede ser, en parte, por esa presión que ha habido de fundraising. Por lo tanto a medida que se necesita fundraising, el tema de diversidad empieza a desempeñar un rol significativo, sobre todo, porque las multilaterales y los inversionistas institucionales empiezan a exigir mayor pluralidad en el management team, en consecuencia, se comienza a percibir que los fondos se están expandiendo y entonces traen, por ejemplo, a una socia en Chile. Pero sí creo que somos una minoría los que tenemos mujeres fundadoras desde el inicio como managing partner en Latinoamérica.

Sin embargo, hoy podemos encontrar fondos enfocados en mujeres y fundados por mujeres, como la iniciativa de WeInvest Latam, liderada por Susana García y Marta Cruz de NXTP. Pero sobre la toma de decisiones y fundadoras desde el principio, creería que somos pocas, aunque esto ha ido cambiando y es súper positivo, lo he visto cuando nos llegan startups donde hay mujeres en el equipo fundador, la conversación es diferente, siento que para las emprendedoras es más cómodo cuando hay otras mujeres oyéndolas, cuando del otro lado hay una mujer que hace parte del equipo de decisión y que puede influir eventualmente en la decisión de inversión, ahora, no solo por ser mujer, nosotros en nuestro caso invertimos pero si miramos el tema de diversidad con mayor atención.

¿Hay alguna ventaja de ser un inversionista mujer?

Yo lo veo más como desde el punto de vista del consumidor, cuando uno mira, hay muchísimos productos y servicios que en gran medida quién toma la decisión de compra del producto es la mujer; cuando uno está evaluando un emprendimiento que tiene esta connotación, la verdad es que sí hay una visión diferente, ahora, no creo que sea excluyente, creo que lo más importante es poder lograr un balance y un espacio de retroalimentación y entendimiento desde diferentes ópticas. Pero considero que la mujer trae, sobre todo para productos y servicios en donde el consumidor en general son mujeres, una óptica interesante y un inside diferente.

¿Cuál ha sido tu mayor reto en el mundo del Venture Capital?

Si bien no habíamos invertido como equipo antes, no somos primíparos en este asunto, desde el punto de vista del que invierte en el fondo, es importante si uno es un frist time found manager, que en teoría lo somos. Debido a esto, a veces es frustrantes que, a pesar de que junto con mis cinco compañeros podemos alcanzar 80 años de experiencia, que hemos trabajando con cientos o miles de emprendedores, hemos ayudado a levantar capital e invertido directamente de manera individual, pero por ser la primera vez que invertimos como equipo, nos castigan por ese track record, que a pesar de que lo tenemos, no es válido porque este es nuestro primer fondo.

En consecuencia nuestro principal reto es ser capaces de explicarle al inversionista que no es la primera vez que invertimos y que contamos con la suficiente experiencia. El otro gran reto ha sido levantar capital en América Latina, en tiempos de Covid.

“Los datos de Crunchbase muestran que más de 800 nuevas empresas fundadas por mujeres en todo el mundo han recibido un total de $4.9 mil millones en fondos de riesgo en 2020, lo que representa una disminución del 27 % con respecto al mismo período del año pasado“. 

¿Qué opinas de las cuotas de género?

El impacto se debe medir por el resultado de nuestro trabajo y no por cumplir una cuota de género. No podemos olvidar que esto es un trabajo durísimo, cuando uno está levantando su primer fondo tiene que hacer fundraising. La gente te da su dinero porque confía en ti y en tu experiencia. Esto es un trabajo de disciplina, súper exigente y competido; entonces estoy de acuerdo en que no es un tema de cuotas, sino capacidad, habilidad, residencia y compromiso porque este negocio es de largo plazo y tienes que estar dispuesto a remar por muchos años y partiendo de esto es que nuestra participación como mujeres debe ser valorada.

¿Qué necesitamos para que en Colombia tengamos más emprendedoras e inversionistas?

Frente a las emprendedoras, en mi opinión necesitemos cambiar la mentalidad, creer que las mujeres somos capaces de fundar compañías, crecerlas, escalarlas, hasta vender cientos de miles de millones dólares, no es un tema de género sino de convencimiento, en mi opinión es más de tema de mindset. Para que hayan más mujeres de alto impacto, tiene que haber mujeres que se la crean. Esto lo podemos lograr visibilizando ejemplos de éxito, también aunque no todas las mujeres deban ser tech, el tema de tecnología podría ser un plus.
Pero el mayor reto está en las mujeres inversionistas porque, por lo general, las mujeres somos menos arriesgadas en el campo de la inversión, somos más cautelosas, tendemos a levantar emprendimientos de menor escala y queremos cosas más a largo plazo, así que el desafío está en aportar a que las mujeres tengan un mayor entendimiento sobre las ventajas y oportunidades de invertir.

¿Cómo te imaginas el ecosistema de la inversión de Colombia en 5 años?

Yo me imagino que el ecosistema de inversión en Colombia va a ser un poco más amplio, pero seguramente porque más fondos regionales van a empezar a llegar al país, no estoy segura que los fondos puramente locales vayan a existir, debido a que casi no hay fondos colombianos, porque levantarlos es muy difícil en Colombia. Adicionalmente creo que, hasta que los institucionales, es decir los fondos de pensiones, que son los que tienen grandes cantidades de dinero, no empiecen a ver las oportunidades en Colombia y comiencen a invertir en estos Asset Class, difícilmente los fondos de Venture Capital local se van a nutrir o sea, cuando miras private equity, el país tiene un número interesante de private equity, pero la mayoría de estos fondos tienen inversión de institucionales y de los fondos de pensiones, pero estos están lejísimos de hacer inversiones corporate venture en fondo locales.

En los próximos 5 años lo que debería pasar es que las grandes corporaciones colombianas y las instituciones que tienen la liquidez, empezaran a ver con más seriedad el asset class de Venture porque de lo contrario, no es que los emprendedores se vayan a quedar sin fondeo, al contrario hemos visto que cada vez hay fondeos más grandes, pero los fondeos va a venir de afuera y la dinero no retornará al ecosistema del país. Yo siento que los colombianos nos estamos perdiendo una oportunidad enorme de invertir en estas próxima generación de grandes compañías que van a suceder y quiénes se van a beneficiar, en su mayoría, van a hacer los fondos extranjeros y los inversionistas internacionales que si aprecian nuestro potencial.

¿Qué consejo le darías a una mujer que está buscando capital?

Lo primero es que debes prepararte muy bien, es decir, hay que hacer un ejercicio previo antes de salir a contactar fondos en dónde no solo es necesario que tengas un buen Deck, es fundamental tener muy claro una serie de elementos como, de quién quieres tener tu cap table, y obviamente esto varía si estas haciendo tu primera serie, quiénes son los inversionistas ángeles, qué quieres tener, o si estás haciendo un fondeo de series sid, debes hacer un análisis de ese grupo, por que es fundamental identificar en los inversionistas ángeles, qué te aportan, cómo te ayudan, cómo te acompañan, los fondos cuándo van a entrando. Y yo creo que es muy importante hablar con otros emprendedores y preguntarle desde su experiencia, cuál es el valor agregado, en qué se han beneficiado y qué les ha servido.

Lo segundo es que hay que tener mucho cuidado en cómo estructurar los caps tables de las las compañías y cuánta plata cedes en las primeras rondas de financiación, el problema es que en la segunda ronda inversión ya está diluido al 50% o el 60%. Debemos entender muy bien el tema de los caps tables, saber cómo se estructuran, cómo se arman, cuánto debes ceder y en qué momento hacerlo si quieres levantar capital.

Te puede interesar: Cinco mujeres que impactan en el mundo de la inversión

Elige tu ¡reacción!
Deja un comentario